Opciones de búsqueda
Home Medios El BCE explicado Estudios y publicaciones Estadísticas Política monetaria El euro Pagos y mercados Empleo
Sugerencias
Ordenar por

Nuestra respuesta a la pandemia de coronavirus

A diferencia de la crisis financiera de 2008, esta vez los bancos no son el origen del problema. No obstante, debemos asegurar que puedan ser parte de la solución.

Andrea Enria, presidente del Consejo de Supervisión

El BCE ha puesto en marcha una serie de medidas de supervisión bancaria y de política monetaria para mitigar el impacto de la pandemia de coronavirus en la economía de la zona del euro y apoyar a los ciudadanos europeos.

Asegurar que las empresas y los hogares tengan acceso al crédito

Los bancos proporcionan un respaldo fundamental a la economía asegurando que los ciudadanos y las empresas tengan acceso a la financiación que necesitan para invertir. Debido al especial lugar que ocupan en la economía, los bancos deben cumplir normas específicas, cuyo objetivo es garantizar que tengan la solidez necesaria para afrontar perturbaciones. Una de estas normas les obliga a mantener reservas de fondos adicionales, denominados «colchones de capital», para tiempos difíciles.

Un elemento clave de nuestras medidas de apoyo frente a la crisis es animar a los bancos a que utilicen ahora sus colchones de capital. De este modo se liberan 120.000 millones de euros, que los bancos pueden emplear para absorber pérdidas derivadas de la crisis, o para financiar nuevos préstamos a hogares y empresas por un importe de hasta 1,8 billones de euros.

Es precisamente en tiempos como estos cuando los bancos deben usar sus reservas, lo que contribuye a asegurar que los hogares y las empresas sigan teniendo acceso a la financiación en estos momentos de dificultad.

Nota de prensa: La Supervisión Bancaria del BCE relaja temporalmente los requerimientos de capital y operativos en respuesta al coronavirus La supervisión, explicada: ¿Por qué deben mantener capital los bancos?

Reducir los riesgos de los bancos e incrementar su capacidad para conceder préstamos

Los bancos deben cumplir determinadas normas en relación con los préstamos que conceden. Solo deben conceder préstamos a particulares y empresas que crean que podrán devolverlos.

También exigimos que los bancos vigilen de cerca los préstamos que ya han concedido. Cuando un banco considera improbable que un cliente pueda devolver un préstamo, debe clasificarlo como «dudoso» o «de mala calidad» y reservar un importe para cubrir las pérdidas asociadas. Si esto ocurre, el banco tiene menos fondos disponibles para conceder nuevos préstamos.

Sabemos que, en situaciones de crisis, incluso los clientes solventes podrían tener dificultades temporales para devolver sus préstamos. Para evitar que los bancos sufran escasez de fondos porque un mayor número de préstamos concedidos a ese tipo de clientes pasen a clasificarse como «dudosos», hemos dado a los bancos más flexibilidad en la clasificación de los préstamos que estén respaldados por avales públicos.

También hemos sido menos estrictos en relación con el importe que deben reservar para posibles pérdidas procedentes de ese tipo de préstamos. Con ello se libera capital adicional para préstamos a hogares y empresas.

Nota de prensa: La Supervisión Bancaria del BCE proporciona más flexibilidad a las entidades de crédito en respuesta al coronavirus La supervisión, explicada: ¿Qué son los préstamos dudosos? Nota de prensa: El BCE amplía la recomendación de no repartir dividendos hasta enero de 2021 y aclara el plazo para restituir los colchones

Ayudar a los bancos a centrarse en su función de ofrecer financiación indispensable a la economía

La supervisión contribuye a asegurar el mantenimiento de la estabilidad del sistema financiero, pero también requiere que los bancos cumplan una larga lista de requisitos. Durante una crisis en la que muchos bancos se enfrentan a graves problemas operativos, hemos relajado algunos de los plazos que los bancos supervisados deben cumplir, para que puedan centrarse en su función más importante: conceder préstamos a los hogares y a las empresas.

Para ello, ajustamos los calendarios, los procesos y los plazos de supervisión de acuerdo con la situación de cada banco. Por ejemplo, podemos aplazar las inspecciones programadas en los bancos supervisados y ampliar el plazo de que disponen para subsanar las deficiencias identificadas en inspecciones recientes.

También hemos adoptado un enfoque pragmático en relación con el proceso de revisión y evaluación supervisora (PRES) con el objetivo de asegurar una evaluación eficiente y centrada de las entidades supervisadas directamente por el BCE y reducir la carga en comparación con los ciclos normales del PRES. El interés principal es evaluar la capacidad de los bancos para responder a los retos actuales y a los riesgos y vulnerabilidades más importantes relacionados con la situación derivada del coronavirus.

Nota de prensa: La Supervisión Bancaria del BCE relaja temporalmente los requerimientos de capital y operativos en respuesta al coronavirus ¿Cómo funciona la supervisión bancaria? Prioridades supervisoras PRES: Proceso de revisión y evaluación supervisora

Animar a los bancos a que hagan su parte

La crisis resulta extraordinariamente difícil para los ciudadanos y las empresas de toda la zona del euro. Para animar a los bancos y a sus accionistas a que hagan su parte, hemos pedido a los bancos que no repartan dividendos ni recompren acciones por el momento, o que, al menos, limiten la distribución de dividendos o bonus. En su lugar, los fondos liberados con la aplicación de estas medidas deberían utilizarse para absorber pérdidas o conceder préstamos a la economía de la zona del euro, lo que les permitirá ser parte de la solución.

Notas de prensa

El BCE pide a las entidades de crédito que se abstengan de repartir dividendos o que los limiten hasta septiembre de 2021 El BCE pide a las entidades de crédito que no repartan dividendos al menos hasta octubre de 2020 El BCE amplía la recomendación de no repartir dividendos hasta enero de 2021 y aclara el plazo para restituir los colchones

Ayudar a la economía a absorber la perturbación mediante compras de activos y préstamos a largo plazo a los bancos

Para respaldar la economía durante la crisis, el BCE ha adoptado también un paquete de medidas de política monetaria dirigidas a asegurar que los bancos y las empresas dispongan de fondos suficientes.

Estas medidas incluyen la compra de distintos tipos de activos en el marco del programa de compras de emergencia frente a la pandemia (PEPP) por importe de 1.850.000 millones de euros. Por ejemplo, compramos bonos directamente a los bancos, con lo que disponen de más fondos para prestar a los hogares y a las empresas. También compramos bonos de empresas, ofreciéndoles una fuente adicional de financiación. Estos dos tipos de compras contribuyen a estimular el gasto y la inversión, a fin de respaldar el crecimiento de la economía.

También ofrecemos préstamos a largo plazo con condiciones muy favorables a los bancos que siguen concediendo crédito a quienes más lo necesitan. Aplicamos normas menos estrictas a los activos que los bancos deben presentar como garantía o «colateral» para obtener esos préstamos, para asegurar que dispongan de garantías suficientes, lo que, a su vez, contribuye a que puedan seguir concediendo crédito.

Notas de prensa

Decisiones de política monetaria, 10 de diciembre de 2020 El BCE prolonga el apoyo con operaciones de financiación con objetivo específico para las entidades de crédito que proporcionan crédito a la economía real El BCE amplía las operaciones de financiación a plazo más largo de emergencia frente a la pandemia Decisiones de política monetaria, 4 de junio de 2020 El BCE anuncia un paquete de medidas temporales de flexibilización de los criterios de admisión de los activos de garantía El BCE anuncia un programa de compras de emergencia frente a la pandemia (PEPP) por importe de 750 mm de euros El BCE anuncia que relajará las condiciones de las operaciones de financiación a plazo más largo con objetivo específico (TLTRO III)

¿Quieres saber más?

Trabajamos para ayudarte. Si tienes alguna pregunta, escríbenos a

VER TAMBIÉN

Información relacionada

MEDIDAS DE POLÍTICA MONETARIA

La presidenta del BCE, Christine Lagarde señaló: «Tiempos extraordinarios requieren medidas extraordinarias. Nuestro compromiso con el euro es ilimitado». El BCE ha puesto en marcha una serie de medidas de política monetaria para mitigar el impacto de la pandemia de coronavirus.

Más información